Pagando con la tarjeta de crédito…

Fecha de la publicación: 23.10.2019

Pagando con la tarjeta de crédito…

… no sólo consigues la posibilidad de aplazar los pagos que no te convienen afrontar ahora mismo, sino también te permite disfrutar de varias ofertas especiales, descuentos, regalos y otros beneficios interesantes. Sin embargo, debes tener especial cuidado en ciertos momentos y estar atento para decidir si utilizas o no tu tarjeta de crédito.

Compras aplazadas

Gracias a su uso fácil y cómodo, seguridad y amplia aceptación, las tarjetas se han convertido en el medio de pago más aceptado para efectuar compras por Internet, alquilar un coche, comprar un billete de avión o reservar un hotel. La ventaja principal de las tarjetas de crédito es la posibilidad de aplazar tus compras y fraccionar el pago en cómodas cuotas.

Hay que tener en cuenta, que la Tasa Anual Equivalente (TAE) de las tarjetas de crédito suele superar el 20%, por lo que siempre debes financiar tus compras a corto plazo para que no se generen unos intereses elevados. Lo más recomendable es pagar en una sola cuota a fin de mes, lo que supone abonar el capital prestado sin intereses ni otro coste extra.

Seguros, descuentos y bonificaciones

Algunas tarjetas de crédito cuentan con además beneficios de los que puedes aprovechar. Bonificaciones en tus compras, descuentos en los precios de tiendas, hoteles, restaurantes y gasolineras, seguros gratuitos, etc.

Por ejemplo, reservar tu vuelo con algunas tarjetas de crédito te permite disfrutar de las coberturas de los seguros durante todo el viaje. Protección en caso de retraso, protección en caso de pérdida de equipaje, seguros de accidentes y atención médica.

Así mismo en caso de alquiler de coches. Algunas tarjetas de crédito permiten beneficiarte de los seguros incluidos de accidentes y de atención médica. Además, muchas tarjetas de crédito ofrecen descuentos para alquiler de coches.

Último ejemplo: protección de tus compras online. En estas situaciones, comprando un producto por Internet y pagando con tarjeta de crédito, puedes aprovechar del seguro de protección de compras que está incluido.

Consejos de seguridad y protección

Protege siempre tus tarjetas y guarda los documentos que acompañan a la tarjeta en un lugar seguro. Memoriza el número secreto para no tener que llevarlo escrito. Seas discreto cuando operes con la tarjeta, tanto en cajeros y establecimientos físicos como en Internet. Nunca facilites el número de tu tarjeta ni otros datos a ningún desconocido. Trata de evitar dar información de tu tarjeta por teléfono, ya que no sabes quién está escuchando la llamada.

Cuando quieres comprar por internet, debes verificar que la página web sea segura. Cuando la URL comienza con “https”, el sitio es seguro y puedes usar tu tarjeta de crédito sin riesgo. Pero si la página no cuenta con un certificado de seguridad, entonces es mejor que no metas la información de tu tarjeta. Nunca entres a un enlace que te manden por correo, tecla en el navegador la dirección de la página y verifica que sea segura con “https”.

Para evitar problemas y hacer compras online seguras, es también recomendable que, antes de realizar la compra, revises los comentarios de otros clientes en cualquier de los portales con reseñas de consumidores. Si una tienda en línea no tiene comentarios, piénsalo dos veces antes de usar ahí tu tarjeta de crédito.