¿Conviene amortizar un préstamo anticipadamente?

Fecha de la publicación: 06.06.2017

¿Conviene amortizar un préstamo anticipadamente?

A la hora de negociación de un préstamo, sea un crédito al consumo, un préstamo personal o hipotecario, la entidad financiera junto con el prestatario establecen en el contrato un plazo de devolución, es decir el tiempo para el reembolso del dinero prestado. Dependiendo del tipo de préstamo y el importe, este plazo suele ser desde unos pocos días hasta de varios años.

En general, un plazo de amortización largo rebaja el importe de las cuotas, pero aumenta los intereses que deberás pagar. Al contrario, un préstamo con el plazo corto tiene elevado el importe de las cuotas, pero rebaja los intereses, así que al final pagarás menos. Está bien claro, que si quieras disminuir el coste total de la deuda y reembolsarla lo antes posible, es recomendable elegir la cuota más elevada que puedas, tanto para reducir el plazo de préstamo, como para ahorrar en intereses.

Así también devolver el préstamo con antelación puede ser una buena opción para ahorrar, cancelando la deuda y quitando el pago de los intereses. No obstante, existen varios motivos para liquidar la deuda anticipadamente. Puede ser que quieres cambiar tu préstamo actualmente contratado por uno con las condiciones más convenientes. En caso de los préstamos con plazo de reembolso largo, sí tiene sentido cambiar de préstamo si buscarás un otro con las condiciones más favorables. O solo ya dispones de dinero y no queda necesario continuar con el préstamo contratado antes.

Condiciónes de la amortización anticipada

En todos casos, para no quedarse sorprendido, lo más importante es que consultes atentamente las condiciones de reembolso anticipado que te ofrece la entidad prestamista particular, antes de firmar el contrato de préstamo. Aunque existen muchas entidades financieras que no aplican ningún coste adicional en caso de la amortización anticipada, las otras pueden establecer en sus condiciones una comisión. Normalmente se cobra un máximo del 1% sobre el importe anticipado, si el plazo de devolución pendiente es superior a un año. En caso de que sea inferior a un año, la comisión no puede superar el 0,5% sobre el capital reembolsado.

Sin dudas es una buena opción abonar la deuda con antelación siempre y cuando tu entidad prestamista permite esta posibilidad gratuitamente. Pero ¿conviene amortizar de manera anticipada un préstamo pagando una comisión?

¿Cuándo conviene amortizar anticipadamente?

Para considerar si sería rentable cancelar un préstamo actual, o sería mejor seguir hacer frente a las cuotas regulares, tienes que comparar el coste de la comisión con los intereses que pagarías en las próximas mensualidades y que ahorrarás, cancelando el préstamo anticipadamente. Así fácilmente puedes ver si el ahorro por las cuotas evitadas supere el importe de la comisión por cancelación anticipada. Entonces, si merece la pena realizar la operación.

Sin embargo, la cantidad de dinero que se puede ahorrar con el reembolso anticipado depende de cuándo se realiza la amortización y de las condiciones del préstamo particular.

Debido al sistema de amortización de préstamos utilizado en España, si decides devolver anticipadamente una parte del importe prestado durante los primeros años del plazo, ahorrarás más dinero en intereses que si realizas la amortización anticipada más adelante. Ya que se amortizan en las primeras cuotas más los intereses que el capital prestado, y se abona una parte mayor del saldo pendiente que de intereses en las últimas mensualidades. En caso de que devuelvas antes de tiempo una parte de la cantidad prestada, por lo que se reducirá el importe pendiente, debes considerar también si seguir pagando las mismas cuotas a cambio de acortar el plazo o mantener el plazo de reembolso original a cambio de pagar una mensualidad más baja. Para maximalizar el beneficio, es recomendable no bajar el importe de las cuotas, lo que significa reducir el plazo de préstamo y seguir ahorrando intereses.