Sistemas de devolución de préstamos

Fecha de la publicación: 05.09.2017

Sistemas de devolución de préstamos

Solicitando cualquier tipo de préstamo, sea un mini préstamo urgente o préstamo personal, dentro de un período de tiempo pactado tendrás que devolver su importe más los honorarios correspondientes, es decir, intereses, gastos y comisiones.

¿Cuáles son las formas más habituales para devolver un préstamo? Las principales diferencias están en el momento que se devuelve el dinero y, en consecuencia, en cuánto y cuándo se pagan los intereses. Las formas más habituales de estructurar un préstamo, es decir, de definir y calcular estos elementos son:

Devolución en un único pago

Abonando el dinero prestado en un único pago en la fecha de devolución. Este tipo de reembolso se utiliza mucho en los microcréditos o mini préstamos, donde los importes prestados suelen ser bajos y la amortización no suele superar los 30 días. No obstante, pueden encontrarse dos tipos según la forma de pagar los intereses:

  • Sin pago periódico de intereses, abonándolos junto con el capital al final del período. Este tipo de devolución suele ser el más habitual en el mercado de préstamos rápidos.
  • Con pago periódico de intereses, lo que significa que los intereses se pagan de forma periódica durante toda la vida del préstamo, sino el capital se abona al final del período. Como es muy utilizado este método en los Estados Unidos, se llama también “método americano”.

Reembolso periódico

Este tipo de reembolso se utiliza en los préstamos y créditos de cantidades mayores y plazo de devolución largo. Como son, por ejemplo, los préstamos personales e hipotecarios. Con este sistema estás pagando unas cuotas pactadas con el prestamista, de forma periódica, mensual, trimestral, semestral o anual. Sino la más utilizada es la cuota mensual. En general, se pueden distinguir diferentes sistemas utilizados, según la distribución de capital e intereses en cada cuota:

  • Sistema francés de cuotas constantes. Bajo este sistema, los préstamos recibidos se devuelven en cuotas constantes, es decir, que todas tienen el mismo valor. Así, la cuota mensual que se paga se mantiene constante, aunque la parte correspondiente a los intereses será mayor al principio e irá disminuyendo en cada pago.
  • Sistema alemán de cuotas descendentes. Cuando el reembolso se realiza según este sistema, las cuotas van decreciendo a lo largo del tiempo. Éste método consiste en devolver en cada mensualidad la misma cantidad de capital, sino la cantidad de intereses que se devuelven varía con el tiempo, debido a que los intereses se calculan sobre la cantidad de dinero que queda por devolver.
  • Sistema de cuotas ascendentes. Existe también un otro sistema, con el que se calcula la amortización para que las cuotas sean más bajas al principio y vayan aumentando con el tiempo, aunque no es un sistema muy utilizado.

Asegúrate siempre que entiendas el sistema, bajo el que estás tomando un préstamo, ya que estas diferencias en la forma de reembolso pueden afectar tu situación económica y flujo de tus fondos. Así, es muy recomendable que siempre solicites al prestamista un detalle del préstamo, separando capital, intereses y otros componentes, para entender cómo van a comportarse las cuotas en concreto.