¿Qué ofrecen los intermediadores de préstamos?

Fecha de la publicación: 28.11.2017

¿Qué ofrecen los intermediadores de préstamos?

Los intermediadores financieros de préstamos y créditos son entidades de intermediación que ofrecen la posibilidad elegir de varias ofertas de financiación rellenando solamente un solo formulario de solicitud. Actúan como mediador entre el solicitante y los diferentes proveedores, es decir las entidades financieras que conceden préstamos o créditos. ¿Es mejor tramitar un préstamo a través de un intermediario en lugar de acudir directamente a la entidad prestamista?

¿Cómo funciona la intermediación?

Primero es necesario comprender como funcionan estos intermediarios financieros. En general, están proporcionando un único formulario online para rellenar con tus datos personales, económicos y laborales, la cantidad de dinero que necesitas y el plazo de devolución preferido. Después de facilitarle toda la información pedida, el intermediador solicitará todos los préstamos de su base de datos según tu situación y los parámetros establecidos en el formulario. Al final, o puedes elegir de las ofertas seleccionadas o te proporcionan el préstamo que más se adapta a tus condiciones.

Ventajas

La ventaja principal es que ahorra el tiempo. Como los intermediadores trabajan con varias entidades financieras les permite responder con una sola solicitud a múltiples ofertas e acudir a la primera entidad que da respuesta positiva para obtener el dinero que necesitas lo antes posible. Sin consultar miles de ofertas y perder el tiempo en varias solicitudes si alguna sale rechazada.

Con la intermediación aumenta la probabilidad de aprobación de tu préstamo, así como la posibilidad conseguir mejores condiciones y ofertas especiales, como por ejemplo primer préstamo gratis. También puede ayudarte evitar estafas y empresas fraudulentas, ya que los intermediadores confiables solo cooperan con las entidades prestamistas acreditadas y seguras.

El intermediador puede presentarte más alternativas diferentes de financiación, que si te vas a pedir financiación directamente a una entidad prestamista que solo puede ofrecerte lo que tiene entre sus propios productos financieros.

Por último, aunque mucha gente piensa que utilizar la intermediación encarece el préstamo, no es así. Los intermediadores suelen ser pagados por parte de los prestamistas, es decir el servicio suele ser gratis para los que solicitan la financiación.

Hay que tener en cuenta

Sin embargo, utilizar el servicio de intermediación conlleva también algunos problemas. Por primero, ten en cuenta que estás facilitando tus datos privados a una gran cantidad de entidades que no conoces.

También es importante leer con mucha atención las condiciones de la empresa intermediadora, ya que existen algunas que pueden cobrarte por sus servicios de mediación, haciendo que la financiación que buscabas te salga más cara.

Además, para evitar malentendidos, asegúrate a qué tipo de empresa estás haciendo la solicitud. Algunos intermediarios, por apariencia de sus páginas web, pueden confundirse fácilmente con las entidades prestamistas, es decir los proveedores de préstamos y créditos.

Si tienes en cuenta todo lo mencionado y si estás de acuerdo con todas las condiciones, el servicio de intermediación puede ser una herramienta de gran utilidad a la hora de comprar un montón de ofertas buscando la financiación más adecuada.