Entiende tus facturas de gas y electricidad y descubre consejos prácticos para ahorrar

author Patricia García Beneytez Fecha de la publicación: 07.10.2020
Entiende tus facturas de gas y electricidad y descubre consejos prácticos para ahorrar

Hoy en día, las facturas de luz y gas siguen siendo muy complicadas de entender para la mayoría de las personas. A nuestro desconocimiento, se une la falta de explicación por parte de las empresas distribuidoras de energía, haciendo que al final desistamos y aceptemos los importes a pagar.

Debido a la pandemia que estamos atravesando y sus consecuencias económicas, son muchas las personas que han empezado a controlar sus gastos mensuales mirándolos con detalle para ver si pueden ahorrarse algo de dinero mes a mes. Uno de los gastos ineludibles es la electricidad y el gas, un desembolso que puede llegar a ser muy significativo en función del mes y la época del año, con el uso del aire acondicionado en verano o de los radiadores en invierno. Las compañías comercializadoras se han dado cuenta de esta tendencia y en un esfuerzo por mantener a sus clientes y captar nuevos consumidores, han realizado campañas muy agresivas y beneficiosas.

Claves para entender tu factura de la luz

En la actualidad existen multitud de compañías que comercializan la electricidad en España y cada día aparecen nuevas empresas haciendo que el mercado se vuelva más competitivo y beneficioso para el consumidor. Aunque visualmente la factura puede variar un poco en función de tu comercializadora, todo lo explicado debe aparecer:

  • Datos del contrato o suministro: este apartado te informa de la potencia y tarifa contratada, en función de la cual el precio de KWh va a variar. Cuanta más potencia contratada, más pagarás mes a mes. También encontrarás en esta sección el llamado Código CUPS o Código Universal de Punto de Suministro, algo esencial si estás pensando en cambiar de comercializadora. Además, se incluyen otros datos, como titular del contrato, dirección, etc.
  • Detalle de la factura: esta sección es clave para entender lo que estás pagando y el periodo de días que te están facturando. El primer apartado corresponderá al precio por la potencia contratada que varía en función de lo que hayas acordado al realizar tu contrato. El siguiente apartado es el importe por la energía consumida, que se calcula multiplicando el consumo real en KWh por el precio de tu tarifa contratada. Aquí se incluyen otros apartados como el impuesto eléctrico y los servicios contratados, como un seguro de protección eléctrica, por ejemplo. A la suma de estos conceptos se le añade al final el IVA correspondiente.
  • Otras secciones: dentro de la factura hay otras secciones como, por ejemplo, gráficos con la evolución de tu consumo o la explicación de la lectura de tu contador.

Claves para entender tu factura de gas

Al igual que la electricidad, la factura de gas será muy similar, por lo que si has entendido la factura de la luz, te será sencillo comprender la del gas:

  • Datos del contrato o suministro: al igual que con la luz, aquí aparecen los datos principales. Especial atención merece el peaje de acceso a la red, ya que de él depende el término fijo que nos aplicarán. Como en el caso anterior, si queremos cambiar de comercializadora, tendremos que proporcionarles el Código CUPS que aparece en esta sección.
  • Detalle de la factura: en esta sección verás el periodo que te están facturando. El primer apartado es el término fijo y depende del peaje de acceso a la red. En segundo lugar, encontramos el consumo facturado, que multiplica los KWh consumidos reales por el precio que hayas acordado con tu comercializadora. En último lugar se encuentran los servicios contratados como, por ejemplo, el pack mantenimiento gas.
  • Otras secciones: la factura incluye más información complementaria, como un detalle de tu evolución en el consumo mes a mes, pero que no son relevantes para encontrar el ahorro.

¿Cómo puedo ahorrar en mis facturas de electricidad y gas?

Una vez entendidos los conceptos en los que debes fijarte al leer tus facturas verás que es muy sencillo pagar menos por el mismo servicio. Lo primero que debes chequear es la potencia contratada y el peaje de acceso a la red. Por lo general, estos conceptos suelen ser más altos de lo que en realidad necesitarás en tu día a día.

La segunda recomendación es comparar las tarifas de luz y gas de otras compañías (el precio del KWh). Quizás crees que tienes una tarifa muy económica, pero puedes sorprenderte al consultar las ofertas de otras compañías.

Por último, chequea tus servicios contratados y las coberturas de los mismos, quizás estés pagando un servicio que ya tienes incluido en tu seguro del hogar o tus electrodomésticos no se incluyen en las coberturas y estás pagando una tarifa fija mes a mes que no te cubre lo que piensas.

Fuentes: Entiende tu factura, Endesa, Iberdrola, Naturgy

author

Autor del artículo:

Patricia García Beneytez

Patricia es Graduada en Economía por la UNED. Ha residido en Irlanda desde 2013 a 2020, donde ha trabajado en empresas financieras.