Descubre las ventajas de financiación en COINC

Fecha de la publicación: 28.03.2019

Descubre las ventajas de financiación en COINC

En el artículo anterior te hemos presentado la plataforma COINC, una herramienta de ahorro destinada a ayudarte a organizar y realizar tus ahorros tras definir una meta de ahorro, el plazo previsto para conseguirla, la cantidad final y la cantidad que cada mes te gustaría aportar para esa meta. Sin embargo, además de gestionar y rentabilizar tus ahorros de forma sencilla y divertida, COINC ofrece dentro de su oferta de servicios varios tipos de financiación, desde los préstamos pre-autorizados, una forma de alcanzar tus metas más rápido con una concesión inmediata, hasta las hipotecas para conseguir la vivienda de tus sueños. Con COINC tendrás la oportunidad de disponer de una financiación personalizada con unas condiciones muy ventajosas. ¿Quieres saber más?

Préstamo personal de COINC

El préstamo pre-autorizado es un préstamo personal sencillo sin trámites y sin ningún tipo de papeleos, destinado a cubrir un gasto inesperado o bien te ayudan a conseguir algún bien en menos tiempo. Estos préstamos no están disponibles a demanda, sino que se ofrecen solo a los clientes de COINC en unas condiciones únicas que se personalizan en función de cada cliente. Si ya eres cliente, solo tienes que entrar en el portal con tu usuario y contraseña y comprobar si lo tienes disponible.

Ventajas

  • Los préstamos están pre-autorizados y están disponibles al instante.
  • Puedes conseguir desde 1000 hasta 18 000 euros.
  • Duración mínima de 12 meses y máxima de 60 meses.
  • No tendrás que contratar un seguro, ni traer la nómina.
  • No necesitas aportar ninguna documentación.
  • Puedes solicitarlo desde cualquier lugar y en cualquier momento.

El tipo de interés está personalizado por cada cliente. Entra en el portal con tu usuario y contraseña y comprueba personalmente cuáles son tus condiciones. La concesión de esta oferta está sujeta a la política de riesgos de la entidad.

Hipotecas de COINC

Las principales ventajas de las hipotecas COINC son la sencillez y la comodidad. Puedes solicitarlas completamente online, sin desplazamientos y sin ningún tipo de vinculación. No tienes que cambiar tu nómina de banco, ni contratar el seguro de vida. El seguro de incendios de la vivienda podrás contratarlo con la aseguradora que prefieras. Tampoco es necesario contratar la cuenta COINC para aprovechar las ventajas de estas hipotecas.

Hipoteca a tipo fijo

Se trata de un préstamo hipotecario, con un plazo mínimo de 10 años y un máximo de hasta 30 años en el caso de COINC, en el que el tipo y la cuota, no varían a lo largo de toda la vida del préstamo. Se asegura que el pago mensual se mantenga constante con independencia de que suban o bajen los intereses del mercado.

Ventajas

  • Hasta el 80% del valor del primer inmueble hipotecado.
  • Hasta el 60% en caso de tratarse de segunda vivienda.
  • Plazos disponibles de 10, 15, 20, 25 y 30 años.
  • Sin comisión de apertura.
  • Sin contratar otros productos adicionales.
  • 100% online sin desplazamientos.
  • Desde 1,65% TIN y 2,14% TAE (Tipo de interés depende del plazo)

Hipoteca a tipo variable

La hipoteca variable es la hipoteca tradicional, dónde la referencia es el Euribor y al que se suma un diferencial. El Euribor es uno de los tipos de referencia oficiales del mercado hipotecario que publica el Banco de España mensualmente. Por tanto, en cada revisión, la cuota de la hipoteca puede variar.

Ventajas

  • Hasta el 80% del valor del primer inmueble hipotecado.
  • Hasta el 60% en caso de tratarse de segunda vivienda.
  • Plazo mínimo de 3 años y máximo de 30 años.
  • Sin comisiones de apertura ni subrogación.
  • Sin compensación por desistimiento parcial o total.
  • Sin vinculaciones de ningún tipo.
  • 100% online sin desplazamientos.
  • 1,34% TAE Variable. Primer año 0,99% TIN. Resto de años Euribor +0,99%.

Hay que tener en cuenta que el importe máximo de valor del inmueble hipotecado permitido en COINC será de 1 000 000 euros, por lo que en el caso de vivienda habitual el máximo importe solicitado podrá ser de 800 000 euros y en el caso de segunda vivienda será de 600 000 euros.